Imprimir esta página

Antiguos alumnos del seminario de Guadix se volvieron a reunir para recordar y agradecer

El sábado 29 de diciembre, 41 antiguos seminaristas de la diócesis de Guadix se volvieron a reunir, por quinto año consecutivo, en la ciudad accitana para recordar viejos tiempos y compartir con los amigos. Fue, sin duda, una jornada de convivencia, muy esperada por todos, en la que se revivieron viejas anécdotas y recuerdos, se volvieron a estrechar lazos con los compañeros de seminario y se recordó a los ausentes. Y, sobre todo, fue una jornada para el encuentro, para reconocer todo lo recibido y aprendido en aquellos años de seminario y para sentirse agradecidos.


El encuentro comenzó con una Misa en la catedral de Guadix, presidida por los dos sacerdotes que asistieron: Manuel Millán y Patricio Larrosa. Muy presente estuvo en esa celebración el que fuese rector del seminario en aquellos años, el sacerdote Leovigildo Amezcua, que no pudo asistir por encontrarse enfermo.
Después, visitaron el Hospital Real, recientemente restaurado, y pasearon por Guadix, para estrechar lazos, entre caña y caña.
Los 41 antiguos seminaristas que se dieron cita en Guadix hoy están distribuidos por muchos lugares de España, algunos muy lejanos, y tienen ocupaciones diversas: profesores de universidad, médicos, secretarios de ayuntamiento, comerciantes,… También hubo seminaristas que se ordenaron de sacerdote y que están ejerciendo su ministerio, aunque no todos pudieron asistir al encuentro.
Sin duda, fue un día muy alegre y con mucha nostalgia por el tiempo vivido.
Antonio Gómez